Barcelona celebró con nostalgia los 15 años del debut de Interpol (Sept...

Barcelona celebró con nostalgia los 15 años del debut de Interpol (Sept 8, 2017)

45
Interpol

Interpol

Sala Razzmatazz, Barcelona

(Septiembre 8, 2017)

 

No es la primera ni será la última vez que una banda decide tocar en directo uno de sus discos insignes de punta a punta. Bandas como Kraftwerk, The Breeders, Primal Scream, y hasta los multitudinarios U2 se han embarcado en giras bajo esta premisa.

Pero más allá de ser una tendencia lo que hizo especial este concierto, en el que Interpol interpretó -en estricto orden- Turn on the Bright Lights (Matador, 2002), es que es uno de los discos que marcó el sonido de principios del 2000 durante el revival del post punk que se produjo en Nueva York e Inglaterra.

El larga duración que sirvió como carta de presentación de la banda formada en la cosmopolita gran manzana es, al día de hoy, un álbum atemporal que muchos no hemos dejado de escuchar en los 15 años que recién cumplió el pasado mes de agosto. En la sala principal del Razzmatazz y con un lleno absoluto, nos dimos cita un grupo de nostálgicos que queríamos escuchar en vivo cada uno de los temas que en su momento revivió el post-punk y lo puso a su servicio.

Los primeros acordes que salieron de la hermosa Epiphone Casino de Daniel Kessler dieron la base musical para empezar con “Untitled”. Le siguió “Obstacle 1, donde la voz de Paul Banks no se sintió tan poderosa y mística como debería, sensación que tuve durante el resto de la noche: una voz muy opaca que ni siquiera el té caliente que tomaba entre canciones pudo avivar.

NYC” sonó increíble gracias a la densa atmósfera creada por la guitarra de Kessler. La enérgica batería de Sam Fogarino nos llevó al inicio de “PDA”. Le siguieron grandes clásicos pero uno de los más celebrados fue “Stella Was a Diver and She Was Always Down, donde el público exclamó a todo pulmón ¡Stella, Stella, Oh, Stella!

Interpol InterpolComo ya es costumbre, el trío se presenta con músicos de apoyo en el bajo y teclados. Debo confesar que mi gran deseo apenas se anunció esta gira era que Carlos Dengler, bajista de los cuatro primeros discos de Interpol, se uniera al tour. Un deseo a saco roto, porque como era de esperarse no ocurrió, ni ocurrirá, ya que Carlos D. renunció a la banda y a su éxito sin mirar atrás. Fue así como en el bajo tuvimos al experimentado Brad Truax (Gang Gang Dance, Animal Collective, entre otras bandas) y a Brandon Curtis (The Secret Machines, ex The Flaming Lips) en el teclado.

Al sonar “Leif Erikson” sabíamos que nos acercabamos al final. Sin embargo, Paul resaltó que tocarían un tema que es muy especial para la banda y que sin duda debió estar incluido en TOTBL: “Specialist”, una canción que empieza con un bajo envolvente y una letra impecable que abraza la frustración de una relación romántica basada únicamente en el sexo. La canción fue incluida en su momentos en las ediciones de Japón, Australia y México, y por supuesto en el segundo CD de la edición décimo aniversario.

La banda se retiró del escenario entre aplausos y gritos de emotivos fanáticos, aunque sabíamos que saldrían nuevamente para un breve encore. Cuatro temas de Antics (Matador, 2004) fueron interpretados para satisfacción de los asistente: “Evil”, “Take You on a Cruise”, “Slow Hands” y “Not Even Jail”. También se dejó escuchar “Lights” del álbum homónimo de la banda de 2010.

Un concierto que sirvió de catarsis emocional para muchos. Un concierto donde pudimos corear a viva voz temas que hace 15 años se convirtieron en himnos personales. Un concierto que a pesar de no brillar en ejecución, sirvió para celebrar los 15 años de un disco que marcó un hito a principio de siglo. Gracias, Interpol.

Verónica Estrada Hernández (Texto y fotos)

Interpol Interpol Interpol