José Manuel Pinto: el arte de codificar la música por colores y...

José Manuel Pinto: el arte de codificar la música por colores y registros de octavas

350
José Manuel Pinto

José Manuel Pinto es un músico venezolano a quien recordamos por su álbum Caracas saudade tropical (2007) que tuvo en la composición “Tanto” su tema promocional y el cual fue versionado por la cantante Maruja Muci, quien lo incluyó en su primer CD Dreaming in Caracas de 2005 junto a temas de Aldemaro Romero, Bart Howard, Otilio Galíndez y José Luis Pardo. Hoy, el cantautor, productor y sonidista da otro paso adelante con un importante aporte a la música al que ha llamado El Código de Colores de los Registros por Octava.

Leonardo Bigott

 

Este caraqueño ha estado activo como compositor y productor musical desde finales de los 80. A inicios del milenio había participando de interesantes e importantes proyectos discográficos como Major Delights del saxofonista Pablo Gil en 2002, Ruido doméstico (2002) y El radio está en la cocina (2005) de la banda Kré, y The Dreams Concerto del guitarrista Raimundo Rodulfo, entre otros. Estos trabajos dan fe de un interés que ha sido la motivación más importante en la discreta carrera de este músico, la originalidad, una mente vanguardista que ha osado, en momentos, emplear la desafinación como recurso expresivo en algunas de sus canciones. Sus letras son mágicas y llenas de fantasía pero también dibujan episodios de tristezas en predios comunes del alma humana. Su obra ha sido compuesta con especial esmero, cavando profundamente en fórmulas personales que siempre procuran como resultado final un trabajo distante del común denominador.

A lo largo de poco más de 10 años, inspirado por su faceta como docente de la música, José Manuel Pinto ha estado trabajando en un interesante proyecto cuyo resultado ha sido un “nuevo cuaderno de música para guitarra” basado en el concepto del código de colores de registros por octava, una visión original donde el elemento lúdico es un aspecto vital en el aprendizaje de la lectura musical y el conocimiento del instrumento, según lo describe José Manuel, quien enfatiza que esta herramienta es idónea para guitarristas de cualquier nivel. Sin embargo, al tenerlo entre las manos uno ya nota que hay mucho más de lo que inicialmente nos relata José, razón por la cual Ladosis lo ha invitado a conversar para entender mejor de que se trata este interesante cuaderno y como debe usarse para lograr el objetivo que nos plantea su autor.

José Manuel Pinto¿A quién va orientado este cuaderno?

Este material se llama “El nuevo cuaderno de música para guitarra” y esta orientado a guitarristas de cualquier nivel, profesores de guitarra popular y músicos que han aprendido de forma autodidacta y que desean aprender a leer y a escribir para este popular instrumento. Esta publicación es la primera de una serie que se va extender a otros instrumentos musicales y esta basada en un concepto denominado El código de colores de los registros por octava que ofrece una clave sencilla y efectiva de como se distribuyen las notas musicales en la guitarra y como es el comportamiento de los registros en la guitarra. En mi experiencia como docente le he dado clases a niños a partir de los 7 años de edad que después de no mas de 4 clases entienden como funciona una pieza musical y a través del proceso de esta visión musical ejecutan efectivamente la información melódica de piezas populares sencillas.

Esto es, pués, un cuaderno de guitarra y funciona para quienes tengan un interés en esta visión o para quienes simplemente quieran registrar sus composiciones o ideas musicales en las opciones de diagramas que esta publicación ofrece.

¿De cuántas unidades ha sido el tiraje inicial y quién lo publica?

Para esta publicación creé una marca internacional llamada JMP Octave Register Color Code Music y mi intención es hacer otras publicaciones para otros instrumentos bajo esta visión pedagógica musical. Este cuaderno de guitarra es el producto de un esfuerzo individual que inicialmente ha tenido un tiraje de mil ejemplares para ir probando el mercado. La publicación es independiente. Muy importante es señalar que hay una versión digital de esta publicación a la venta en Amazon en la sección de Self Publishing/Amazon Kindle Direct Publishing. Para quienes están interesados en este material o en talleres sobre esta visión me pueden contactar a través de mi correo: elojodeloido@gmail.com. Este esfuerzo está dedicado a mi padre quien ha sido el motor principal y el estimulo esencial para que esta obra se hiciera realidad. También lo he dedicado a buena parte de mi familia por el apoyo brindado.

Observo que viene escrito en inglés y español

Sí, es así. Esto tiene gran importancia desde el punto de vista comercial porque además quiero que se internacionalice.

¿Cómo ha sido recibido por la comunidad musical de Venezuela?

Ha tenido un 100% de aceptación. Tan sólo cuando notan la relación visual entre piano y guitarra, ya se interesan. Incluso un docente llegó a referirse al cuaderno y al método como una especie de Piedra de Rosetta entre el piano y la guitarra. Ese mismo profesor notó que también puede aplicarse de forma inversa, es decir de la guitarra al piano.

¿Cómo es en sí este método?

Es importante recalcar que mi aporte está en haber hecho la agrupación por octavas. El método consiste en trabajar un tema desde sus variables: acordes, escalas y melodías, empleando una hoja de trabajo para cada una y sobre la cual la persona puede registrar una estrategia visual de ejecución dibujando una especie de plano de las notas musicales que hay en dichas variables. Hacerlo por octavas me hace descubrir como se comporta el instrumento porque se donde está la nota y en que octava, lo que suele ser una pregunta común del estudiante.

Existe una psicología del color ¿Tienen los colores que empleas alguna relación con las notas desde ese punto de vista?

No realmente. La idea es más sencilla porque sólo se trata de identificar las octavas con un color en particular pero sin relación al aspecto que me preguntas porque no sería práctico. Sin embargo fue una consideración inicial, incluso le pregunté a algunos de mis alumnos qué pensaban y el consenso fue que las notas graves sugerían tonos oscuros y las notas altas tonos claros. Mi interés ha sido visualizar zonas contrastantes. Además, el método te hace partícipe de la partitura siendo así. Para la guitarra tienes los tonos graves en naranja, los medios graves en verde, los medios altos en azul y los altos en rojo.

¿Piensas ampliarlo a otros instrumentos?

Sí. Mi idea es aplicar este método a todos los instrumentos. Seguirían el cuatro, el bajo e incluso una orquesta porque quiero que haya una visión completa.

Me contabas que el método puede ser usado por cualquier persona.

Es así. Tan sólo con información básica del lenguaje musical, tenga o no experiencia en lectura y escritura. Todo esto inició cuando empecé como docente en la Fundación Calcaño donde pedía a los alumnos que solfearan. Noté que no afinaban a la hora de hacerlo. Casualmente, todos ellos estudiaban guitarra. Esto me dio a pensar en usar la guitarra como instrumento complementario.

José Manuel Pinto¿Qué ventaja sustancial tiene en relación al método tradicional?

Para algunas personas la lectura tradicional requiere de una importante inversión de tiempo y práctica lo cual se torna frustrante. Este método plantea una aproximación más amigable. También ocurre que una nota puede repetirse en varias parte del mástil y varias cuerdas. Con este método la persona puede plantearse la opción más conveniente desarrollando una estrategia visual para tocar una frase o tema que será registrada en los diagramas de las hojas de trabajo. Eventualmente podrá ser transcrita al pentagrama con su tablatura correspondiente o cifrado. Otra cosa importante es que se aprende desde la melodía y no desde los acordes lo que representa un conocimiento del mástil más inmediato que en la forma tradicional.

¿No requeriría esto material extra?

Realmente no porque el cuaderno es precisamente para eso.

Específicamente ¿Qué incluye el cuaderno?

El cuaderno está conformado por unas láminas, unas hojas de ejercicios y una tabla de acordes de guitarra. Las láminas contienen las notas musicales en el mástil de la guitarra y el código de los colores por registros por octava, las notas en el pentagrama en clave de sol y el código. Hay una tercera lámina que contiene las notas con sus respectivos silencios. Luego están las hojas de trabajo que contienen diagramas del mástil y de acordes, otras de diagramas múltiples para desarrollar escalas, una con pentagrama y tablatura y finalmente una hojas con los acordes de la guitarra. Al inicio hay una hoja a modo de ejemplar donde pueden verse las notas con sus respectivos colores como resultado del desarrollo de un tema. Es la partitura de “Tanto” un tema de mi autoría.

Para concluir, ¿Puedo entonces prescindir de las clases?

Esa no es mí idea. Más bien ofrecerle al estudiante esta herramienta para que resuelva de un modo práctico situaciones musicales. Es más bien una manera asertiva de estimular al guitarrista a explorar de modo creativo nuevas posibilidades.