30 años de la Pasión según Peter Gabriel

30 años de la Pasión según Peter Gabriel

184
Peter Gabriel Passion

Peter Gabriel
Passion
Real World. 1989. Inglaterra

Algunas de las contribuciones más importantes a la música y al mundo discográfico las ha hecho el vocalista, multi-instrumentista y compositor Peter Gabriel. A través de la creación de WOMAD (Mundo de la Música, Arte y Danza), Gabriel nos ha ido acercando a un universo musical poco conocido por el mundo occidental.

El 5 de junio de 1989, el álbum Passion llenaba los anaqueles de las discotiendas. Era su octava obra discográfica y la segunda banda sonora que el laureado músico creaba, esta vez, para ambientar el filme The Last Temptation of Christ, la controversial película de Martin Scorsese sobre la Pasión de Jesús Cristo, basada en la novela de Nikos Kazantzakis que, ficticiamente, explora los conflictos espirituales de Jesús a través de la lucha para no sucumbir a las diversas formas en la que se manifiesta la tentación; la lujuria, el miedo, la duda y la depresión.

La obra recibió una nominación al premio Golden Globe como “Mejor Música para un Film” y en 1990 Passion recibió un Grammy® por “Mejor álbum de New Age”. La imagen de Jesús, una composición mixta del dibujante Julian Grater, es nuestra conexión visual como preámbulo a la excelente música que se despliega en 21 temas.

Las evocadoras sonoridades inician con “The Feeling Begins”, donde destaca la melodía del tema armenio “The Wind Subsides”, interpretada al doudouk por Vatche Housepian y Antranik Askarian. Participan en esta composición el conocido productor David Bottrill, L. Shankar en el doble-violín, la guitarra de David Rhodes, Manny Elias en el surdo, los cueros y los octabans, y Hossam Ramzy,  músico egipcio que ha trabajado con Jimmy Page y Robert Plant.

Gabriel, como único ejecutante en flautas, voces y flautas sampleadas, nos ofrece “Gethsemane” como segundo surco. El tercer tema “Of These, Hope” es notorio por el uso del arghul, instrumento de viento del Egipto antiguo similar a una flauta e interpretado por Mustafa Abdel Aziz. También destaca Massamba Diop en el talking drum.

Lazarus Raised”, con Gabriel en las teclas y Rhodes en las guitarras, nos presenta un interesante tratamiento al incorporar una melodía tradicional kurda que relata el desamor de una joven. En la grabación escuchamos duduks kurdos y el tenbur, instrumentos de viento y cuerdas respectivamente, que Gabriel obtuvo de la colección sonora de la UNESCO, la Organización Cultural, Científica y Educativa de las Naciones Unidas. La primera quíntupla de esta joya culmina con la repetición de “Of These, Hopes” pero incorporando la voz de Baaba Maal, añadiendo así un mayor dramatismo.

En la pieza “In Doubt” Gabriel asume las voces y sampleos combinándolos con Mahmoud Tabrizi Zadeh en el kementché, un instrumento iraní ancestro del violín europeo. La siguiente pieza es “A Different Drum”, un entramado rítmico con la percusión de Doudou N’Diaye Rose y Fatala, la voz de Youssou N’Dour y la voz de fondo de David Sancious con Gabriel en las teclas, el surdo y la percusión.

 

 

El octavo tema es “Zaar” donde Ramzy ejecuta varios instrumentos junto a Gabriel con la participación del bajista Nathan East, Rhodes, Shankar y las manos de Tabrizi nuevamente en el kementché. El noveno tema es “Troubled”, vocablo que pudiéramos traducir acá como “atormentado”, es otro dramático tema con el panameño Billy Cobham en la batería y las voces de Gabriel y Sancious. Esta segunda quíntupla culmina con Gabriel en las teclas y Shankar al doble violín, ambos en las voces creando amplios espacios con un tema que evoca resignación, lo cual crea un interesante contraste con los dos anteriores.

Destaca, como hecho curioso, que la película desató una gran polémica entre grupos religiosos que la entendían como una tergiversación de los evangelios pese a la aclaratoria pública que expresaba que nada tenían que ver aquellos con esta visión imaginaria de los aspectos humanos de Jesús. Vale mencionar a grandes figuras como Willem Dafoe como Jesús, Harvey Keitel como Judas Iscariote y David Bowie como Poncio Pilatos, este último originalmente otorgado a Sting.

Continuando con nuestro celebrado álbum, está la pieza “Before Night Falls” (Antes que caiga la noche) es un atractivo tema donde destaca Kudsi Erguner en el ney, una especie de flauta esencialmente del medio oriente que acá se conjuga con el doble violín y los platillos. El siguiente tema es el más triste y sollozante del repertorio hasta el momento. Titulada “With This Love” (Con este amor), destaca por  el oboe de Robin Canter y un acento más occidental. Luego está el tema trece “Sandstorm”, donde Manu Katché participa y Gabriel incorpora una grabación en locación de unos tambores marroquíes. “Stigmata” tiene especial importancia por ser una pieza basada en la improvisación en la cual Gabriel y Tabrizi encarnan un doloroso diálogo.

El tema título, “Passion” es, sin duda, el punto más alto del álbum, no sólo por ser el más extenso sino por reunir a dos relevantes músicos, el pakistaní Nusrat Fateh Ali Khan y el conocido trompetista Jon Hassell. El primero por emplear voces qawwali, una forma de música devocional sufí, originaria de Asia del Sur, y el segundo por ambientar con su trompeta este dramático instante.

Otro aspecto relevante de esta banda sonora yace en el hecho de haber contribuido a la divulgación de la llamada “world music”, principalmente a través de artistas como Nusrat Fateh, L. Shankar, Youssou N’Dour y Baaba Maal, aunque Gabriel ya había labrado un importante camino con WOMAD, que en sus inicios recibió un pequeño empujoncito económico de “Six of the Beast”,  pseudónimo de Genesis, para hacer cuadrar las cuentas. WOMAD es hoy por hoy uno de los más reconocidos festivales de world music que ha servido como trampolín para nuevos artistas que han dejado una importantísima impronta en los varios proyectos del sello Real World Records, fundado por Gabriel en 1989.

Los últimos seis temas que conforman este emblemático “soundtrack” comienzan con una pieza coral llamada “With This Love (Choir)” (Con este amor), interpretada por Robin Canter y Richard Evans. Como buena parte de la música coral, hay un sentimiento litúrgico que evocan estas voces pero el detalle interesante está en el intro del cor anglais, instrumento de viento con embocadura de caña similar al oboe, que hace Canter. “Wall of Breath” (Muro de aliento), con Kudsi en el ney turco, L. Shankar en el doble violín, Rhodes en la guitarra con el arco electrónico, Gabriel en los sintetizadores y Musicians Du Nil en el arghul, nos atrapa por su singularidad y diversidad sonora. Le sigue la “The Promises of Shadows” (Promesas de sombras), con una telúrica percusión en las manos de Cobham y Bottrill con Gabriel y Rhodes abriendo espacios. La pieza 19 nos presenta a Said Mohammad Aly, Ramzy y Aziz en la percusión. L. Shankar resalta con sus incursiones espontáneas. “It Is Accomplished” y “Bread and Wine” concluyen este fascinante despliegue de exóticos sonidos de tierras lejanas.

 Peter Gabriel es un genio musical que en esta etapa logró con eficiencia atraer a un público acostumbrado a la tradición greco-romana-cristiana con músicas de otras partes del mundo, creando composiciones de gran belleza como la que cierra este excelente trabajo que celebra 30 años. Un hijo de esta grabación resultó Passion-Sources que incluye material y músicos adicionales que fueron grabados para usar esos sonidos en la banda sonora.

Gabriel continuaría su exitosa carrera empleando exóticas sonoridades incorporadas al lenguaje rock como en US de 1992 y posteriormente entraría al nuevo milenio con la fabulosa historieta sobre el lado destructivo del ser humano y su relación con el medio ambiente en OVO. Ya antes, había dejado claro su interés en la música africana en Peter Gabriel III y Security. Su compromiso con la difusión de la música del mundo sigue siendo inquebrantable.

Leonardo Bigott