Inicio Canción de autor Fabby Olano «El me dijo que yo» (Video del 13/06/17)

Fabby Olano «El me dijo que yo» (Video del 13/06/17)

597

VIDEO RECOMENDADO DEL 13 DE JUNIO, 2017

Nuestra recomendación de hoy es esta exquisita interpretación de la cantante y compositora venezolana, Fabby Olano (desde hace un tiempo viviendo en Ecuador) del tema a ritmo de bambuco «El me dijo que yo», del prolífico compositor venezolano Henry Martínez.

Olano es acompañada por el ecuatoriano Daniel Francisco Pacheco en el acordeón. La grabación y mezcla a casgo de Estudio Fi Pablo Verduga. La dirección del video y maravillosa fotografía son del venezolano Jesús González G, con la asesoría de imagen y maquillaje de laecuatoriana Gabriela Pérez. La majestuosa locación es el Lago de San Pablo en Imbabura, Ecuador.

En palabras Olano: «La primera vez que tuve el maravilloso placer de escuchar un tema del maestro Henry Martínez fue para mí un encuentro con lo sublime, un encuentro con esos dibujos emocionados que él sabe muy bien plasmar en sus canciones. Quedé atrapada en su musa y cautivada eternamente. Él es uno de mis superhéroes. Yo estando más pequeña me dije: cuando lo conozca le besaré la mano, y así lo hice. Me sentí realizada.

Este camino me ha dado la dicha de poder conocerle y estoy agradecida, pero más agradecida estoy de poder cantar una de sus tantas maravillosas canciones y rendirle con este paisaje un pequeñito homenaje.

Me permito compartir una frase del maestro Henry Martínez cuando le preguntaba por este tema en particular: ‘Las canciones y sus historias ocurren en lugares que no son justo este planeta donde vivimos’

LETRA:

Él me dijo que yo
era la luna llena,
farolillo alegre
que su noche altera.

Él me dijo que yo
era la mariposa
que besaba flores
por la primavera.

Él me dijo que yo
era el agua azulada,
savia de la lluvia
que seduce el río.

Él me dijo que yo
era feble neblina
de las mañanitas
sonriendo al frío.

Él me dijo tantas cosas
qué jamás alguien me dijo,
que era yo la casa
y el alma de su cortijo.

Él me dijo que yo
era la flor pequeña
que crecía silvestre
por los campos verdes.

Él me dijo que yo
era amada presencia
que estando en ausencia
en el pecho muerde.

Él me dijo que yo
era aquella colina
que preñaba a diario
el sol en la aurora.

Él me dijo que yo
era la altiva palma
callada y desnuda
que el viento enamora

Él me dijo tantas cosas
Que jamás alguien me dijo
Que era yo la casa
Y el alma de su cortijo.