Inicio Archivo discografico For Those About To Rock: el retador octavo disco de AC/DC ...

For Those About To Rock: el retador octavo disco de AC/DC  

66
AC/DC For those about to rock

El 23 de noviembre de 1981 la banda australiana afrontó el reto del álbum sucesor de Back in Black, segundo con el nuevo cantante Brian Johnson

AC/DC
For Those About to Rock (We Salute You)

Atlantic. 1981. Australia

El primer disco de AC/DC que escuché fue For Those About To Rock (We Salute You). Recuerdo que me lo regalaron en las navidades de 1981 y se convirtió en uno de mis álbumes favoritos por aquélla época.

Para el año siguiente ya había conseguido casi toda su discografía y si bien el tema “For Those About To Rock (We Salute You)” sería la única canción del disco que se mantendría presente en las presentaciones de AC/DC por el resto de su carrera, considero que el álbum al completo es uno de los mejores del grupo.

AC/DC comenzó la grabación de su nuevo disco entre mayo y septiembre de 1981, dentro de dos locales de ensayo ubicados a las afueras de París (Francia), que se les dio el nombre de “H.I.S. Studio” y “Family Studio”, utilizando en ambos una unidad móvil de nombre “Mobile One”, la cual llevaron desde Inglaterra.

Para ese entonces, su cantante Brian Johnson había afianzado su posición dentro del grupo luego del éxito mundial obtenido con Back In Black, publicado en julio de 1980.

Sin embargo, tanto Johnson como el resto del grupo conformado por los guitarristas Angus Young y Malcolm Young (1953-2017), el bajista Cliff Williams y el baterista Phil Rudd; sentían la presión que significaba grabar un nuevo álbum que fuera un digno sucesor de Back In Black




Aunque For Those About To Rock (We Salute You) no logró obtener las ventas astronómicas de su predecesor, los seguidores más fieles del grupo lo recibieron con afecto y el álbum constituyó para AC/DC su primer número uno en los Estados Unidos.

El primer tema del álbum es “For Those About To Rock (We Salute You)”, en cuyo comienzo podemos escuchar el sonido de la guitarra de Angus, quien interpreta su instrumento utilizando de manera lenta la técnica del “Fingerpicking”, que sirve de introducción a la canción, entrando luego por el canal izquierdo la guitarra de Malcolm marcando el ritmo junto a unos discretos golpes de la batería de Phil.

Tras la señal, entran el bajo de Cliff y la chirriante voz de Brian, quien pareciera estar calentando los motores para proceder después a cantar la primera estrofa, cuyo comienzo es liderado por el sonido de la batería, con el cantante describiendo al grupo como si fueran soldados de artillería al momento de tocar rock, siendo acompañado por Malcolm y Cliff en todos los coros, en donde van saludando a toda su audiencia.

A la mitad del tema podemos escuchar a Angus descargando un emotivo y ascendente solo de guitarra mientras el resto del grupo mantiene el ritmo, entrando posteriormente Brian con la última estrofa y al momento de cantar los coros éste ordena el fuego de los cañones, cuyo sonido se obtuvo por medio de un sintetizador.

Después del último disparo, la banda se lanza con un acelerado rock and roll, liderados por la guitarra de Angus y la voz de Brian quien va repitiendo el título de la canción para después unirse con las voces de Malcolm y Cliff; terminando el tema con una fuerte descarga por parte de toda la banda junto al sonido de los cañones.

Se dice que Angus Young obtuvo su inspiración en el título después de leer un libro sobre gladiadores romanos de nombre “Those About To Die” (“Los que van a Morir”), por el autor Daniel Mannix (1911-1997), decidiendo que para la banda sonaba mejor la palabra “Rock” que “Die”.

Los atronadores cañones que suenan al final de “For Those About To Rock (We Salute You)”, serían una parte esencial en todos los conciertos de AC/DC a partir de septiembre de 1981.




Para el segundo tema del disco, titulado “Put The Finger On You”, escuchamos a Angus volviendo a utilizar en su guitarra la técnica del “Fingerpicking” que suena a modo de introducción, entrando luego la voz de Brian junto a la batería de Phil.

La guitarra de Malcolm y el bajo de Cliff se integran justo después del primer verso, para después ir acompañando a Brian en los coros.

Las letras están escritas en doble sentido y describen las sensaciones de una pareja en pleno acto sexual.

Después del segundo coro, interviene Angus con un solo de guitarra para luego volver Brian cantando el estribillo y al momento en que llegamos al puente del tema, escuchamos un contrapunteo de voces con Brian intercambiando estrofas con Malcolm y Cliff,

El título de la canción se va repitiendo de manera acelerada hasta que la misma termina con Brian cantando las últimas palabras mientras que Angus sigue la melodía con su guitarra.

A pesar de ser una gran pieza, “Put The Finger On You” fue interpretada en vivo por AC/DC de manera esporádica, desde septiembre de 1981 hasta febrero de 1982. En varias reediciones del álbum, esta canción sería identificada como “I Put The Finger On You”.

Luego escuchamos otro gran tema de nombre “Let’s Get It Up”, con la guitarra de Angus dándole inicio a la vez que es seguido por toda la banda, quienes efectúan un rock de medio tiempo cuya melodía se mantiene uniforme a lo largo de la canción. Destacándose el excelente desempeño de Phil Rudd en su batería y un pegadizo coro entonado por Brian, Cliff y Malcolm; sin dejar de lado el extenso solo de guitarra por parte de Angus, el cual suena antes del canto de los últimos coros para posteriormente darle punto final a la pieza.

No hace falta decir que el título y las letras describen (en doble sentido) una evidente erección por parte del narrador.

Let’s Get It Up” permaneció en el repertorio del grupo desde diciembre de 1981 hasta diciembre de 1982.

La siguiente canción es “Inject The Venom”, la cual empieza con cinco estridentes notas por parte de la banda, que se repiten tres veces hasta que aparece la voz de Brian cantando acapella, siendo respondido por las mismas notas para luego desatarse todo el grupo con un potente rock de medio tiempo que se va extendiendo a medida que Brian va cantado y luego regresan al ritmo inicial.




Después de unos repetitivos coros por parte de Brian, Cliff y Malcolm, podemos escuchar a la guitarra de Angus repitiendo la melodía vocal a la vez que es acompañado por la batería de Phil, extendiéndose el solo de guitarra hasta la aparición de los coros.

Al ser entrevistado con respecto a la temática de “Inject The Venom”, Brian Johnson comparó el hecho de “inyectar el veneno” al último ataque de una serpiente; aunque muchos lo han interpretado como una canción que habla de venganza y otros incluso han señalado que “el veneno” de la canción se refiere a la heroína.

La pieza fue interpretada en vivo durante la gira de promoción del álbum, desde septiembre de 1981 hasta noviembre de ese mismo año.

El primer lado del disco termina con una acelerada pieza titulada “Snowballed”, cuyas letras describen determinadas situaciones en donde el protagonista debe pagar por confiar erróneamente en las mismas personas; comenzando la canción con la guitarra de Angus marcando el ritmo, siendo seguido por la batería de Phil para luego entrar el resto de la banda con la voz de Brian a la cabeza.

Al momento de ejecutarse los coros, tenemos un cambio de ritmo a la vez que tanto Brian como Cliff y Malcolm cantan el título del tema, seguidos por un breve solo de Angus para luego volver todo el grupo con el ritmo del comienzo.

Después del segundo coro, podemos escuchar a Angus rasgando las cuerdas de la guitarra sobre el mástil, para luego descargar su correspondiente solo que se extiende durante buena parte de la canción, hasta la entrada de Brian cantando de forma repetitiva el título del tema con la asistencia de Cliff y Malcolm, para después terminar el tema.

Por mi parte, siempre he pensado que “Snowballed” pudiera haber sido un caballito de batalla en los conciertos de AC/DC y sin embargo, nunca ha sido interpretada en vivo por el grupo.

El lado “B” se inicia con otro excelente tema llamado “Evil Walks”, en cuya introducción podemos escuchar a la guitarra de Malcolm, el bajo de Cliff y la batería de Phil, sonando al unísono y siguiendo una siniestra entonación realzada por los arpegios de Angus, para después interpretar lo que será parte de la melodía de los coros y luego seguir un alegre ritmo en donde Brian nos describe las características de una mujer o bruja a la que llama “Viuda Negra”, señalando que la maldad es su eterna compañera.

Al igual que los demás temas de este disco, el cantante se hace acompañar en los coros por Malcolm y Cliff, destacándose igualmente una gran interpretación por parte de la sección rítmica y en donde no puede faltar un excelente solo por parte de Angus y un contrapunteo vocal entre Brian y los coristas.




Aunque “Evil Walks” nunca fue interpretado en vivo por AC/DC, la canción formó parte del soundtrack “Iron Man 2”, publicado en abril de 2010.

De manera inmediata suena “C.O.D.”, que como lo establece el coro, viene a ser las iniciales de “Care Of the Devil” y en cuyo comienzo escuchamos la guitarra de Angus descargando unos riffs mientras es acompañado por el baterista, quien sigue un estilo parecido al tema “You Shook Me All Night Long” de su disco anterior.

Con la voz de Brian cantando unas letras que podrían estar referidas a la transmisión de una enfermedad venérea, interviniendo la guitarra de Malcolm justo al momento de cantar junto a Cliff los coros de la canción, con el bajo de este último entrando al momento que Brian entona la segunda estrofa.

A mitad del tema podemos escuchar a Angus con su característico solo de guitarra, hasta que la banda junto a Brian retoman la melodía inicial, con Angus descargando otro solo hasta que concluye la canción bajo la guía del cantante.

C.O.D.” solamente fue interpretado en vivo por AC/DC, durante la gira de promoción del disco “For Those About To Rock (We Salute You)”, entre septiembre y octubre de 1982.

El álbum continúa con “Breaking The Rules”, cuya temática está dirigida a un adolescente que desea romper con las reglas impuestas por el sistema, pero que de modo alguno quiere inmiscuirse en revoluciones o rebeliones.

La canción comienza con todos los músicos descargando dos notas consecutivas, con Angus descargando un solo de blues que suena luego de un grito por parte de Brian, quien procede a cantar bajo un ritmo lento y marchante, con Angus siguiendo la melodía en donde utiliza de nuevo la técnica del “Fingerpicking”.

Después de los coros, Angus vuelve a cobrar protagonismo al efectuar un solo de guitarra que sigue la melodía vocal y que continúa sonando junto a la voz de Brian, quien sigue cantando hasta que el tema se va desvaneciendo en fade-out.

Breaking The Rules” nunca fue interpretada en vivo por el grupo.

El penúltimo tema del disco es “Night Of The Long Knives”, la cual presenta un ritmo pegadizo y cuyo título hace referencia a un suceso ocurrido en Alemania durante el ascenso de Hitler al poder, cuando sus partidarios procedieron a asesinar a todas aquéllas personas (militares y civiles) que se habían opuesto a su ideología. Dicho suceso, ocurrido entre el 30 de junio y 02 de julio de 1934, llegó a ser conocido como la “Noche de los Cuchillos Largos”.

Aunque las letras no describen exactamente lo allí ocurrido, de las mismas se deducen ciertos sentimientos de desconfianza por parte del narrador, al no saber quién es amigo o enemigo.




Comenzando la canción con toda la banda ejecutando las notas de apertura, para después seguir con un dinámico ritmo junto a la voz de Brian, destacándose unos llamativos y repetitivos coros junto a un emotivo solo por parte de Angus.

A pesar de haberla escuchado en la radio para la época en que el disco fue publicado, “Night Of The Long Knives” tampoco llegó a ser interpretada en vivo por AC/DC.

El álbum termina con un tema denso y lento de nombre “Spellbound”, en donde se describe un aparatoso accidente de tránsito y las lesiones sufridas por el conductor. La canción empieza con la guitarra de Angus marcando un riff, junto a un ligero golpe del hi-hat de Phil Rudd, cuya batería entra al unísono con la guitarra de Malcolm; entrando posteriormente el bajo de Cliff al momento en que la banda se encuentra inmersa en la canción, con la voz de Brian siguiendo la melodía creada por el grupo, siendo asistido en los coros por los infaltables Cliff y Malcolm.

Después que Angus interpreta su solo de guitarra, la banda cambia de ritmo bajo la guía del bajista mientras que Angus rasga las cuerdas sobre el mástil de la guitarra; volviendo luego a la melodía inicial con Brian cantando las últimas estrofas y coros para darle punto final a la canción.

Al igual que los dos temas anteriores, “Spellbound” nunca formó parte del repertorio en vivo de la banda.

La composición de todas las canciones del disco estuvo acreditada a Angus Young, Malcolm Young y Brian Johnson.

For Those About To Rock (We Salute You) sería el último trabajo en que AC/DC tendría como productor a Robert John “Mutt” Lange, quien había alcanzado un notable éxito en aquél año (1981) trabajando en la producción de los álbumes 4 de Foreigner y High ‘n’ Dry de Def Leppard.

“Mutt” había estado trabajando junto a AC/DC desde la producción de Highway To Hell en 1979; y aunque su ausencia se sentiría en los trabajos realizados por el grupo durante el resto de los años ochenta, al menos podemos decir que AC/DC siguió sonando a AC/DC.

Para efectuar esta reseña consulté los libros “AC/DC – Shock To The System” por Mark Putterford; “AC/DC – Maximum Rock & Roll” por Murray Engleheart y Arnaud Durieux; “AC/DC – High-Voltage Rock ‘N’ Roll: The Ultimate Illustrated History” por Phil Sutcliffe; la página web “setlist.fm” y las notas incluidas en la edición remasterizada del CD.

Rafael Coutinho


¿Interesado en comprar éste u otro disco de AC/DC, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias