Inicio Experimental El Taller de los Juglares estrena el impactante primer tríptico de Iconoclasta

El Taller de los Juglares estrena el impactante primer tríptico de Iconoclasta

Los siempre inquietos músicos venezolanos Bartolomé Díaz y Andrés Barrios vuelen a sorprender con Iconoclasta I, junto a increíble pieza visual

El Taller de los Juglares – Iconoclasta I (Vídeo Oficial)

El Taller de los Juglares ha sido desde hace mucho tiempo uno de los más aventurados e iconoclastas proyectos venezolanos. Desde la adaptación de oratorios pop («José y el extraordinario abrigo de los sueños«, ópera prima de Tim Rice y Andrew Lloyd Weber) hasta la música infantil («Chamario» de Eugenio Montejo) y la literatura humorística («Caperucita Criolla» y «Reláfica de Negro y la Policía» de Aquiles Nazoa), todo cabe en su catálogo.

Desde hace ya varios años, Bartolomé Díaz y Andrés Barrios, son los adalides de estas inigualables aventuras musicales, que incluyen poesía, histrionismo, humor, rigurosidad histórica y sobre todo mucho arrojo.

El nuevo atrevimiento se las trae. «Iconoclasta I» es, como indica el nombre y su correlativo, la primera parte de un un tríptico cuyo propósito es desmitificar obras maestras y compositores venezolanos insignes del pasado. Luego de El Caballero * (¿Toribio Segura?) y Federico Moretti seguirán Juan Bautista Plaza, Vicente Emilio Sojo y Fernando Sor.

En palabras de Bartolomé Díaz: «El tríptico ICONOCLASTA jamás pretendería cuestionar el valor artístico y ni la estatura histórica de las obras / compositores (todas ellas / ellos favoritísimos nuestros) que allí figuran. Pretenden, eso sí, darle una lectura más humana, seguramente más contestataria también, a estos íconos tan emblemáticos de nuestros altares musicales.

Aspiramos, al final de este «camino verde», a un Federico Moretti, un Caballero *, un Fernando Sor, un Juan Bautista Plaza y un Vicente Emilio Sojo más humanos y alejados de los perfumes que tantas veces acarrean el endiosamiento y la subjetividad. Te invitamos a conocerlos a partir de hoy, si aceptas el reto».

Esta primera pieza audiovisual pone frente a frente una osada interpretación electrónica de música del temprano siglo 19 con una estética visual particularmente impactante y contestataria. Las impresionantes actuaciones de los hermanos Meche y Andrés Barrios (desdoblado a su vez en dos personajes, hombre y mujer), y con el otro hermano ya fallecido presente -el indescriptible Jesús Barrios– ya que el muñeco/cupido fue creado por él.

La dirección del vídeo es de Ricardo Arispe, con producción de ElDespachoArtLab, cámaras de Antonio Odehnal y maquillaje de Meche Barrios.

La música se enfoca sobre tres canciones (aquí conectadas en un único discurso sonoro), que miran al amor desde tres puntos de vista radicalmente diferentes: «Mis descuidados ojos» (Seguidilla Bolera proveniente del Método de Guitarra de la imprenta de Tomás Antero, Caracas. c.1835, que sostiene una visión filosófica y utópica del amor), «El desengaño» (Canción española de Federico Moretti, pub. Londres c.1814, con un discurso abiertamente machista) y «Consejo al Bello Sexo» (Canción española de Federico Moretti, pub. Londres c.1814, con un discurso abiertamente feminista).

EL TALLER DE LOS JUGLARES
Andrés Barrios: voces
Bartolomé Díaz: guitarra sintetizada y dirección musical.
Con la participación especial de Conchita Visiers de Torán en las castañuelas.

Concepto, versiones interpretativas y música adicional: Bartolomé Díaz.
Grabación, edición, mezcla y master de audio: José María Casas.
Grabación de las castañuelas: Daniel Saiz, Estudio Sacramento, Alicante, España.