Inicio Archivo discografico Laub «Filesharing» (2002) (Alemania)

Laub «Filesharing» (2002) (Alemania)

384
Laub - Filesharing

Laub

Filesharing

Kitty-Yo. 2002. Alemania

Filesharing es el tercer álbum del dúo Laub, conformado por Antye Greie-Fuchs (voces, sampler, ritmos) y Jotka (programación, «laptop» y guitarras), quienes comenzaron trabajando este proyecto en 1996, destacándose en la escena electrónica y post-rock alemana junto a agrupaciones como Tarwater, To Rococo Rot y Kante, por demás pertenecientes al roster de Kitty-Yo, la disquera radicada en la ciudad de Berlín.
A menudo asociada a la corriente trip hop, Laub se mueve hacia el lado más experimental del género. Podemos apuntar a propuestas como las de Lamb o Bjork como referencias sonoras para aquellos que jamás han escuchado a esta excelente agrupación.
Filesharing es un exquisito trabajo, de corte vanguardista, que nos muestra al dúo desarrollando lo que ellos en su momento llamaron «laptop music» y que en 2002 resultaba realmente innovador. Al comenzar a trabajar en el álbum, Antye y Jotka decidieron abandonar el concepto de la banda pop/rock tradicional, incluso separándose de su baterista y colaborador habitual, Sebastian Vogel (Kante), para dedicarse a ensamblar piezas, aún con sentido pop, usando avanzadas herramientas musicales (como por ejemplo el innovador software de síntesis virtual Reaktor) para generar fragmentos sonoros que eran intercambiados entre Antye, Jotka y algunos colaboradores cercanos a través de internet (de ahí el nombre del trabajo). Rara vez se encontraban físicamente en el mismo lugar, y sin embargo los resultados han sido asombrosamente coherentes.

“Mofa” abre el disco con la voz de Antye casi desnuda, muy a lo Bjork en Vespertine y poco a poco un profundo bajo mueve la pieza y un ritmo electrónico se va haciendo persistente, mientras ecos de guitarra y más voces de fondo (de la misma Antye) complementan el arreglo. Sigue «Temporaries» con un ritmo claustrofóbico, matizado con acordes de algo que suena como un piano Rhodes, mientras Antye susurra sus letras (en alemán) de una manera que nos hace recordar a Beth Gibbons (Portishead).
Una de las piezas más interesantes es «Wortspur», que comienza con una lenta cacofonía de sonidos y efectos, que poco a poco empiezan a conformar un extraño fondo sobre el cual Antye canta una delicada y efectiva melodía, orquestada por sonidos encontrados, cortados y pegados, muy similar a los collage sonoros armados por el vanguardista dúo Matmos.

El trabajo no tiene desperdicio, con piezas que están casi siempre alrededor de los cuatro minutos, las composiciones de Laub son pequeñas joyas pop, orquestadas de manera muy cuidadosa con sorprendentes sonidos, que rara vez podemos identificar, pero que conforman un contexto efectivo para las ideas de la banda.
Otras piezas que podemos destacar son «Reichlicher» con un ritmo entrecortado que se aproxima al drum ‘n bass, y marcada con pulsantes sonidos sintetizados, que recuerda en algo a Everything But the Girl; «Getriebe» la pieza más larga del álbum, con poco más de siete minutos, que nos presenta a Antye haciendo múltiples tracks de voz que en ocasiones coinciden en paralelo, sobre un ritmo y una instrumentación minimalista, que oscila entre un background casi silencioso y profundos pads electrónicos, para concluir con un minuto de ruidos rítmicos. «Unbefolden» cierra este trabajo con otro efectivo collage de sonidos y voces procesadas.
Para completar el CD, y apoyar el concepto de Filesharing, Laub nos entrega en formato de CD-ROM una gran cantidad de archivos de apoyo al trabajo: si colocamos el disco en una computadora tenemos acceso a las letras, información adicional, algunas fotos, enlaces de interés en Internet y a una carpeta con 140 sonidos sampleados, organizada de acuerdo a las canciones del disco (una carpeta por cada canción), que nos permiten elaborar nuevas composiciones y remixes, con los sonidos usados por Laub en este álbum.

Gabriel Pérez / Toronto