Inicio Archivo discografico The Pros and Cons of Hitch Hiking: primer salto en solitario de...

The Pros and Cons of Hitch Hiking: primer salto en solitario de Roger Waters

Roger Waters Pros and Cons of Hitch Hiking

El 30 de abril de 1984 fue publicado el primer álbum solista del polémico bajista cofundador de la laureada y legendaria banda Pink Floyd

Roger Waters
The Pros and Cons of Hitch Hiking

Harvest Records. 1980. Inglaterra

Comparto algunas de mis impresiones sobre el primer disco en solitario del niño malcriado de la pionera banda de rock psicodélica y prog Pink Floyd. Sí, aquella de la obra universal cuya portada es la de un prisma desplegando los colores.

Aquella de discos magistrales como el lisérgico The Piper at The Gates of Dawn (1967), el sensorial Ummagumma (1969), el espacial Meddle (1971), el elegante y emotivo Wish You Were Here (1975), el más prog Animals (1977) y el personalista The Wall (1979).

Este genial compositor que junto a David Gilmour ha creado temas trascendentales, comenzaba a tener los primeros impulsos para una posible placa discográfica conceptual en solitario hacia 1977 y que tres años más tarde consolidaría bajo la idea de un ensoñador viaje a través del estado de California en el cual el personaje central comete adulterio al darle un aventón a una chica del camino.




Nuestro amigo, protagonista de esta historia con visos de crisis etaria a mitad de camino, acaba solo tras intentar reconciliarse con su esposa sin éxito alguno, pero queda a su suerte con la reflexión de varios aspectos de la condición humana como la compasión.

La historia lo lleva a encarar temores como la paranoia, aunque esta vez sin compañía.

The Pros and Cons of Hitch Hiking es una obra de 12 surcos grabados en los estudios londinenses Olympic, Eel Pie y The Billiard Room bajo la producción de Roger Waters y Michael Kamen†, quienes escogieron el tema título y la canción “Every Stranger’s Eyes” como sencillos de este interesante inicio solista, que veia la luz en plena crisis con sus compañeros de banda, luego de la publicación de The Final Cut (1983) y presumir unilateralmente que era el final de Pink Floyd.

La explicita portada diseñada por Gerard Scarfe con foto de Alex Henderson de la actriz de soft porno Linzi Drew desnuda, es la ventana que se nos abre para escuchar este relato que Waters nos ofrece a modo de minuta, es decir como si se tratara, minuto tras minuto, de la última hora en la vida de nuestro infortunado protagonista.

“4:30AM (Apparently They Were Travelling Abroad)”, es una pieza de algo mas de tres minutos en la que Roger nos dice en lenguaje blues rock y prog rock: “Al parecer viajaban al extranjero / Y recogieron a algunos… taladro / Despierta, estás soñando… qué… estás temiendo / Nos estábamos alejando de la frontera ¿Qué frontera? / Que tengas un buen día… uh… que tengas un buen día”.




Seguidamente, “4:33AM (Running Shoes)”, un contrastante tema con una dosis de hard rock que en sus extensas estrofas nos dice: “Entonces me quedé al borde del camino / Las suelas de mis zapatillas para correr agarradas al asfalto / Como imanes de bronce / Fijado en la parte frontal de su cara Fassbinder / Fue el tipo de sonrisa

Después, el bajista interpreta «4:37AM (Arabs with Knives and West German Skies)» que en sus primeros versos nos intimida diciendo: “Había árabes con cuchillos / Al pie de la cama / Justo al pie de la cama”

Siguen “4:39AM (For The First Time Today, Part 2) y la bluesera “4’41” (Sexual Revolution)”, la primera con gran intervención de las coristas (Madeline BellKatie KissoonDoreen Chanter) y David Sanborn en el saxo, y en ambas con gran intervención de Clapton en lo que más sabe hacer: «blusear»

Vale mencionar la valiosa participación de excelsos músicos que han hecho historia un día como hoy 30 de abril, pero de 1984.

Eric Clapton (guitarra), David Sanborn (saxo), Randy Newmark (batería) y Ray Cooper (percusión), citando a algunos de una dilatada lista que también incluyen a los de The National Philarmonic Orchestra y las siete voces que dramatizan dando vida a los personajes de esta conmovedora historia que fue meticulosamente grabada por el audio ingeniero Andy Jackson.  La imagen que evocan los dos temas previos al inciso lo dicen todo.

“4:47AM (The Remain of Our Love) nos cautiva con el pasaje instrumental de piano y el slide guitar en este blues slow-tempo




Sigue “4:50AM (Go Fishing)” en la que Waters nos canta: “Mientras pasan los autos, miro mi mente / Sobre mochilas en portaequipajes / Más allá del horizonte donde los creadores de sueños / Trabajando en procesadoras de plástico blanco / Invita a los incautos / Para alcanzar el pastel en el cielo ¡Ve a pescar, muchacho!”

Luego, nuestro personaje nos dice con nostalgia sobre sus sentimientos en “4:56AM (For The First Time, Part 1)” una breve y hermosa canción llena de blues.

Acto seguido la estelar banda toca “4:58AM (Dunroamin, Duncarin, Dunlivin)” cuya letra da a entender que nuestro personaje ha encontrado la tranquilidad deseada.

En esta pieza pudiera bien uno preguntarse ¿No he escuchado esto antes?

La décima canción es el tema que da nombre al disco y que junto a la siguiente conforman los dos sencillos del disco.




El álbum finaliza con “5:11AM (The Moment of Clarity)” que en una sola estrofa nos canta: “Y el momento de claridad / Se desvaneció como lo hace la caridad / A veces abro un ojo / Y extendí mi mano sólo para tocar tu suave cabello / Para asegurarme en la oscuridad de que todavía estabas ahí / Y tengo que admitir / Sólo tenía un poco de miedo, oh sí. / Pero entonces… tuve un poco de suerte estabas despierto / No podía tomarme un momento más a solas…

Muchas anécdotas rodean a este espléndido disco, pero disfrutemos la excelente música que lo conforman.

Leonardo Bigott


¿Interesado en comprar éste u otro disco de Roger Waters, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias

Música de Roger Waters en España

Música de Roger Waters en Estados Unidos