Inicio Archivo discografico A: el disco transicional de Jethro Tull

A: el disco transicional de Jethro Tull

941
Jethro Tull A

El 29 de agosto de 1980 fue publicado el treceavo álbum de la banda británica, con notables cambios en la formación y sonido

Jethro Tull
A

Chrysalis. 1980. Inglaterra

 
En aquellos añorados días de vinilo, cuando las puertas de los años 80 recién se abrían, la legendaria banda Jethro Tull giraba el timón unos ciento ochenta grados con una agrupación sobrevivida sólo por dos miembros, el irremplazable líder flautista, cantante y compositor Ian Anderson y el fiel guitarrista Martin Barre.

Luego de producir una excelente trilogía, enfatizando en el sonido folk, entre los años 1977 y 1979 con los excelentes discos Songs from the Woods, Heavy Horses y Stormwatch, Ian traería a bordo al innovador teclista/violinista Eddie Jobson (Curved Air, Frank Zappa, Roxy Music, y el aún fresco super grupo U.K.) como invitado especial y una sección rítmica conformada por el gran baterista Mark Craney (†) y el distinguido bajista Dave Pegg (Fairport Convention, Ian Campbell Folk Group) quien grababa por vez primera con Jethro Tull y se incorporaba a la formación estable hasta 1995.

Lo que inicialmente se pensó como un disco solista del flautista acabó por convertirse en el debutante Jethro Tull de los 80, treceavo álbum de estudio en una seguidilla comenzada en 1968 con el bluesero This Was.

A: la intersección entre dos épocas de Jehtro Tull

A, disco que muchos consideraron algo fallo en su momento, terminaría convirtiéndose, con el paso del tiempo, en uno de mis álbumes favoritos de esta banda inglesa.

Jobson pudo transfundirle una buena cantidad de sonidos electrónicos, paseándose por varias corrientes musicales como el progrock, el synth-pop y el electronic pop, logrando así llamar la atención de un público que venía seducido por el punk y ahora encontraba en el new wave un nuevo estimulo para comprar discos.

El carismático flautista, con la ayuda de sus amigos, compuso diez canciones que abarcan 42’30” y que fueron grabadas en Maison Rouge Mobile y Maison Rouge Studio, Fulham, Londres, Inglaterra.




Producido por Ian Anderson y Robin Black para el sello discográfico Chrysalis, A nos recibe con una llamativa foto portada de John Shaw que evoca al exitoso film de ciencia ficción de Steven Spielberg, Encuentros Cercanos del Tercer Tipo de 1977.

El álbum inicia con los teclados de Jobson en “Crossfire”, una rítmica pieza adornada con cósmicas sonoridades y el piano como instrumento central.

La ocasional flauta de Ian y la guitarra de Martin contribuyen un poco en esta canción que en sus versos nos dice parcialmente: “Luz primaveral en un mayo brumoso y un hombre armado en la puerta, alguien gatea arriba en el techo, todos los medios están aquí para el show, he estado esperando que nuestros amigos vengan, como arañas que bajan sogas en caída libre…”

Este buen comienzo es seguido por los dos temas sencillos del álbum, “Flyingdale Flyer” y “Working John, Working Joe”.

En el primero, abren los teclados y un sonido en reversa que va cediendo espacios al tema que en parte nos dice: “A través de cielos despejados, siguiendo ligeramente desde la lejana línea, sin trompeteos, sólo un punto luminoso en la pantalla, sin apresuradas conclusiones, ahora todo estará bien…”

Jobson despliega un hermoso y misterioso pasaje hacia el final de la pieza.

En el segundo, JT retorna a sus fueros folks con la cálida y pequeña guitarra de Ian Anderson y los combina con los sintetizadores de Eddie. La pieza, en su trasfondo social, narra un poco sobre esas personas que dan el todo por el todo en su jornada de trabajo.

Un poquito de humor se deja sentir entre versos.

El lado A cierra con la tormentosa “Black Sunday”. En ella, los sintetizadores de Jobson parecieran prepararnos para un viaje espacial. El término (un mal día) alude a aquella tormenta ocurrida en 1935 en Estados Unidos que impactó severamente en la agricultura y economía de ese país.

Ian nos dice: “Mañana es uno de esos días que cambiaría por un lunes, con gélidas lluvias derritiéndose y sin  trenes que transiten, y tristes miradas que pasan por endebles ventanas, y mi asiento moviéndose inconsistentemente, tengo un pasaporte, tarjetas de crédito, un avión que debo tomar, un negro domingo que se adelantó un día”

Es probablemente el tema central del disco

Una agitada “Protect and Survive” abre el lado B del vinilo con Anderson y Barre guiando el camino.

Jobson matiza un poco con sus electrónicos sonidos mientras el flautista nos canta: “Ellos dicen, protege y sobrevivirás (pero nuestro cartero no llamó”), ocho libras de una onda sobre presurizada parecen pegarlo a la pared, ellos dicen protege y sobrevivirás.”

Este idóneo inicio es seguido por un extraño “Batteries Not Included”, donde Jobson pareciera haberse apoderado del legendario grupo. Una voz infantil se cuela entre el resto de los instrumentos y Anderson nos canta al unísono en algunos fragmentos.

Surge entonces el  tema “Uniform”, en el cual Ian y Eddie intercambian frases de violín y flauta.

“Ve negro, ve amarillo con pequeños cuadernos, ve las grises líneas calle abajo, rayas plateadas y franelas tan precisamente rasgadas, raros forasteros en blancas sábanas, uniformes”.




Una menos arriesgada “4 W.D. (Low Ratio)” prosigue el set. “Conocí a un hombre justamente el otro día, dijo llamarse Jim. Oye, dale una mirada, tengo un auto para ti, es un carrazo, frenos y clutches nuevos, y sí es un 4×4…” , nos dice Anderson antes que los chicos de la banda interpreten el más folclórico “The Pine Marten’s Jig”, un alegre instrumental en el cual sobresalen Mark Craney al redoblante, Jobson al violín e Ian a la flauta.

La pieza es un marcado contraste dentro del interesante repertorio.

El disco culmina con una melodiosa y espacial “And Further On”.

“Vimos romper el cielo y a todo el mundo ir a dormir, rocas en musgosos bancos, gotean lluvia ácida desde inclinados peñascos, vimos a feroces  ángeles besar el alba, te deseamos un adiós hasta el más allá”.

Han pasado 40 años de la aparición de A, y si bien no califica entre las más memorables obras de Jethro Tull, ha podido pasar la prueba del tiempo como un trabajo interesante, que supo surfear la doble coyuntura del cambio múltiple de integrantes y la llegada de una muy diferente década.

Leonardo Bigott


¿Interesado en comprar éste u otro disco de Jethro Tull, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias

Productos de Jethro Tull en España

Productos de Jethro Tull en Estados Unidos