Inicio Archivo discografico Earthbound: el telúrico primer disco en vivo de King Crimson

Earthbound: el telúrico primer disco en vivo de King Crimson

King Crimson Earthbound

El 9 de junio de 1972 fue publicado el primer álbum en directo de la banda inglesa, una grabación no del todo aprobada por Robert Fripp

King Crimson
Earthbound

 Island. 1972. Inglaterra

 
Para 1972, King Crimson era considerada una de las bandas más vanguardista de su generación. El grupo liderado por el guitarrista Robert Fripp tenía en su haber cuatro excelsos discos: el icónico In The Court Of The Crimson King (1969), In The Wake Of Poseidon (1970), Lizard (1970) y Island (1971), todos y cada uno, influyentes pesos específicos del progrock.

Como muchas bandas, los Crims ya habían experimentado cambios sustanciales de sus protagonistas pero manteniendo siempre una música de altísimo octanaje. Para esta ocasión King Crimson era un cuarteto conformado por el bajista/cantante Boz Burrell†, el saxofonista/Mellotron Mel Collins, el baterista/percusionista Ian Wallace† y el magnánimo Robert Fripp a la guitarra y Mellotron.




Pese a haber sido grabado en formato casete y en consecuencia adolecer de una calidad de audio aceptable, Earthbound capta con naturalidad las desgarradoras e intensas interpretaciones de una formación efímera pero sensacional, que no daría para más.

El repertorio de cinco temas fue registrado en diferentes lugares durante la gira por Norteamérica de aquel año 1972.

Inicia esta aventurada grabación de bajo presupuesto (budget álbum) con el primer registro oficial en vivo de “21st. Century Schizoid Man” (registro realizado en Wilmington, Delaware, el 11 de febrero de 1972), cuyos versos de la primera estrofa nos dicen: Pie de gato, garra de hierro / Los neurocirujanos gritan por más / La puerta venenosa de la paranoia del esquizoide del siglo 21ro”

La cáustica voz de Burrell logra transmitir la imagen del corrosivo personaje acompañado de una música que, durante poco más de once minutos, nos sacude con desmedida pasión.

El disco continúa con “Peoria”, una improvisada pieza de clara influencia jazzística donde los Crims destilan toda su energía, sobre todo Mel Collins cuya interpretación rebasa cualquier adjetivo y Boz hace alarde de su voz combinando “scat” con un par de versos: “No hay diferencia alguna lo que pienses de mí, pero sí hay diferencia sobre lo que yo piense de ti”

La impresionante descarga grabada en Peoria, Illinois, el 10 de marzo de 1972, nos deja atónitos.




El fascinante instrumental “Sailor’s Tale” de Fripp, extraído del álbum Islands, cierra el lado A del vinilo.

Tanto Bob Fripp como Mel Collins nos convencen de su alta musicalidad al mismo tiempo que nos aturden con sobrada estética. Grabado en el Baseball Park de Jacksonville, Florida, el 26 de febrero de 1972, es una clara evidencia que si bien nos dice sobre el amplio abanico tonal de los Crims, nos hace comprender que el leit motif del grueso de su obra es la improvisación.

 

El lado B lo conforman los instrumentales “Earthbound” y una versión extendida del single de 1970, “Groon”, grabados en el Kemp Colliseum de Orlando, Florida, y Wilmington, Delaware, respectivamente, los cuales irradian la total libertad de los Crims donde el scat resurge como recurso expresivo.




Si bien Robert Fripp, como productor, y Hunter MacDonald como audio ingeniero debieron hacer lo imposible, cierto es que a la fecha este disco no ha recibido el trato que merece. El distribuidor original rechazó el lanzamiento de disco tanto en Estados Unidos como en Canadá debido a la pésima grabación.

En 2017 fue publicada una edición CD-DVD en la cual el CD contenía 12 temas, mientras que el DVD tenía audio adicional en alta resolución.

Pero eso no intimida a los fans de los Crims. Así que preparémonos para la endemoniada experiencia de Earthbound

Leonardo Bigott