Inicio Archivo discografico Caravan y su segundo disco, clave en el Sonido Canterbury

Caravan y su segundo disco, clave en el Sonido Canterbury

Caravan If I Could Do It All Over, I’d Do It All Over You

El 4 de septiembre de 1970 la banda inglesa publicó su segundo disco, con un planteamiento estético que daba forma al Sonido Canterbury

Caravan
If I Could Do It All Over, I’d Do It All Over You

Decca. Inglaterra. 1970

 
Caravan es una banda emergente de Canterbury, Inglaterra, creada por músicos de una agrupación conocida como Wilde Flowers, hoy considerada piedra fundacional de aquel movimiento de Kent, muy cerquita de Londres.

El cuarteto formado por David Sinclair, Richard Sinclair, Pye Hastings y Richard Coughlan, formuló un concepto musical en el cual un poco de rock psicodélico, jazz y la llamada “música culta”, resultaban en un exquisito sonido con una clara identidad que vaticinaba en sus inicios un éxito a gran escala.

Aunque la evidencia resultó menos prometedora, la agrupación, que había dado buen pie con su debutante y epónima obra en 1968, sería a partir de entonces uno de los sonidos más representativos de una música progresiva, compleja aunque accesible y altamente gratificante que hoy es referida como el “Sonido Canterbury”, fenómeno resultado de las permutaciones de diversas bandas con Soft Machine y Caravan al frente, cuyas vanguardistas propuestas flotaban entre la improvisación y, en ocasiones, las provocadoras letras al mejor estilo del humor inglés y que en el título de nuestro celebrado álbum tiene un buen ejemplo.

Algo caprichoso, si me preguntan.

El álbum al que le soplamos hoy 50 velitas, representa la antesala de uno de los más encumbrados discos del grupo y de  la historia del género, The Land of Grey and Pink, el cual fue editado al año siguiente y que se mantiene como un referente de uno de los más atrayentes capítulos del rock inglés.




If I Could Do It All Over, I’d Do It All Over You (Si pudiera hacerlo todo de nuevo, lo haría todo sobre ti) fue producido por Terry King para Decca Records y grabado por Robin Sylvester en Tangerine Studios, Dalston, Londres en febrero de 1970.

La bucólica imagen del grupo, captada por David Jupe, nos recibe con sencilla calidez.

El disco nos presenta a Pye Hastings en voz principal y guitarras, Richard Sinclair en el bajo y segunda voz solista, las teclas de David Sinclair, la batería y percusión de Richard Coughlan y los vientos de Jimmy Hastings como invitado.                                               

El cuarteto, a veces quinteto, se despliega a lo largo de ocho composiciones con una duración total de casi 48 minutos que inician con el tema título, una rítmica pieza donde Caravan nos exige que le digamos “quienes somos”.

En esta primera parte órgano y guitarra son los protagonistas de esta pieza cuyo título es una cita del dramaturgo y comediante inglés-irlandés Spike Milligan, aunque existe la teoría sobre el tema “Over You” de Bob Dylan.

Pye y David mantienen el diálogo sobre la reiterativa letra “¿Quién crees que eres?” El tema título fue uno de dos sencillos que Caravan eligió para promocionar el álbum siendo el otro “Hello, Hello”.




And I Wish I Were Stoned/Dont Worry” continúa el repertorio.

La pieza, más cadenciosa que la anterior y con una letra más elaborada nos relata: “Tuve un sueño una vez, me senté y jugué con mi mente, llegué hasta el camino y lloré cuando me dijiste que te encantaría vivir y no morir”

Es uno de los temas más representativos de la banda en el cual Caravan repite la fórmula de órgano y guitarra con un atractivo vocal y un cierto aire melancólico en los pasajes más sosegados.

Pye nos ofrece un solo antes de disminuir el tempo y abrir espacio al siguiente tema

As I Feel I Die” es una contrastante composición con una interesante dinámica que sería parte consustancial del estilo de Caravan y que se enlaza con el sonido primerizo de Soft Machine, sin duda consecuencia de la raíz común de ambas bandas.

Llama la atención el solo de órgano.

La banda cierra la primera parte del LP con la suite “With an Ear to the Ground”de unos nueve minutos y que contiene los temas:, “You Can Make It”, “Martinian”, “Only Cox” y “Reprise”.

En esta extensa pieza apreciamos a la flauta de Jimmy Hastings. Lo obra incluye hermosos pasajes vocales con unos atractivos cortes creando una interesante dinámica. En el primer relato, Caravan nos cuenta: “¿Quieres cabalgar conmigo mientras esperas a que llegue la banda?” “¿Puedes decirme qué deseas ver mientras esperas a que llegue la banda?…”

La pieza contiene varios instantes muy interesantes.




En la voz de Richard Sinclair, la estupenda “Hello, Hello” abre la segunda parte con un interesante segmento de órgano para luego ofrecernos “Asforteri 25”, una pícara canción que alude al hecho del productor Terry King y su beneficio del 25% de las ganancias obtenidas por este álbum y que en parte va: “Desearía ser tú, ¿no desearías tú lo mismo?

Las estrofas alternan estos versos sobre un acompañamiento musical.

Caravan concluye su segunda placa discográfica con una extensa pieza de casi un cuarto de hora. Es otra suerte de suite de cuatro partes que comienzan con “Can’t Be Long Now”, a partir de la cual la composición se va construyendo conectando con pasajes de órgano, flauta, saxo y guitarra.

Françoise”, “For Richard” y “Warlock” completan la obra en la cual David se haría cargo de la estructura de la composición dejando a Richard el tema central.

La pieza resume la maduración de su propuesta en relación al álbum debutante. Referida por la banda simplemente bajo el título de “For Richard”, la pieza se convertiría en encore de los conciertos de la banda y mi favorita del catálogo Caravan.

El álbum cierra con “Limits” de apenas minuto y medio.




Luego de este icónico disco, Caravan se iría abriendo un turbulento camino al tiempo que publicaba obras importantísimas como la mencionada The Land of Grey and Pink (1971), Waterloo Lily (1972), For Girls Who Grow Plump in the Night (1973) y  Cunning Stunts (1975).

En 2001 fue reeditado If I Could Do It All Over, I’d Do It All Over You  en formato CD con piezas adicionales que hacen del disco un manjar para los coleccionistas.

Aunque Richard Coughlan falleciera en 2013, Caravan ha continuado con Pye Hastings guiando el camino, con Jan Schelhaas (ex Camel) en las teclas, Geoffrey Richardson (Murray Head, Penguin Cafe Orchestra) en la viola, Jim Leverton (Fat Mattress, Juicy Lucy y más) en el bajo y Mark Walker en la batería.

Mientras, viajemos a 1970 para una vez más revivir este esencial trabajo discográfico.

Leonardo Bigott


¿Interesado en comprar éste u otro disco de Caravan, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias