Inicio Archivo discografico The Song Remains The Same: la descarnada banda sonora de Led Zeppelin

The Song Remains The Same: la descarnada banda sonora de Led Zeppelin

286
Led Zeppelin The Song Remains the Same

Publicado el 28 de septiembre de 1976, este hito discográfico representa la banda sonora del filme del mismo nombre con un controvertido resultado, no obstante imprescindible

Led Zeppelin
The Song Remains The Same

Swan Records. 1976. Inglaterra

 
El título de esta obra es el reflejo del sentimiento puro de Robert Plant sobre el arte musical. Hoy, después de 45 años, este preciado álbum, cuya música en esencia conforma la banda sonora de la homónima película, sigue siendo un disco necesario en la fonoteca de cualquier rockero que se precie de serlo.

Si bien Robert Plant, John Paul Jones, Jimmy Page y el fortachón John Bonham, para el momento no lo consideraron un álbum representativo de una banda en vivo, para un incipiente rockero de 15 años, perteneciente a una importante urbe del tercer mundo, The Song Remains The Same era la obra suma cum laude del rock del momento.

No que no existiesen otras de igual tenor pero que discazo este que nos lleva a octubre de 1976. Y que satisfacción que la tecnología haya enmendado las deficiencias de esta gema discográfica con sus posteriores reediciones en 2007 y 2018.

Este doble disco que captura algunos momentos en vivo de tres noches de concierto en el emblemático Madison Square Garden de Nueva York durante la gira norteamericana de 1973, fue grabado por el reconocido Eddie Kramer bajo la producción del sempiterno Peter Grant. Aún puedo recordar el placer de tener entre mis manos este disco doble importado de una de mis bandas favoritas, Led Zeppelin.




Aunque para el momento no entendí mucho la película, joyas como “Black Dog” y “Since I’ve Been Loving You” se quedaron allí, y la tecnología ha sido la gran redentora de esta obra cuya llamativa portada de Hipgnosis (George Hardie) retardaba ese mágico  momento cuando la aguja hace contacto con el vinilo.

The Song Remains The Same bien pudo ser un Best of… pero no siendo así, aquí vamos con “Rock ‘n’ Roll” tema del exitoso innominado cuarto disco (conocido como IV o ZoSo) con algunas variantes en los riffs the Page con Plant recordándonos que “Ha pasado mucho tiempo desde el rock ‘n’ rol…”.

 Luego el cuarteto sigue con “Celebration Day” de Led Zeppelin III, donde la estridente voz de Robert Plant nos dice: “Su rostro estaba roto de tanto reir / todos los temores que ha estado ocultando  pronto se sabrán”

Compuesta por Jones, Plant y Page, quedamos absortos con el estupendo solo de Jimmy

Disfrutamos entonces del tema título, que inicia con esa eléctrica ráfaga del encumbrado guitarrista y que es parte de la esencia de su estilo y en consecuencia de la recordada banda.

Originalmente del álbum Houses of the Holy, en ella Robert nos dice: “Tuve un sueño / loco sueño / todo lo que quise saber / cualquier lugar al que necesité ir / oye mi canción, vamos todos ¿no lo escuchan ahora? Canten conmigo…”




Cierra el  lado A del primer disco con “The Rain Song”, tema sobre el cual existe una anécdota en la que George Harrison declaraba que Led Zeppelin no componía suficientes baladas.

He acá la respuesta.

Una de las piezas más aventuradas del género, “Dazed and Confused”, ocupa todo el lado B  del primer disco. Es muy significativa dado que Page, su compositor en la última etapa de The Yardbirds, la extiende por unos veinte minutos para conformar los 26 y poco más que dura en esta ocasión.

La banda con Jimmy al frente queda a sus anchas. Plant nos dice: “He estado confundido y aturdido / por tanto tiempo / no es cierto / quise a una mujer / nunca regateeé por ti / tanta gente hablando pocos saben que el alma de una mujer fue creada…”

Iniciando con el bajo, esta pieza abre espacios con un lenguaje cuasi psicodélico con wah wah y Plant cantando con desgarradora voz. Un hard blues por todo lo alto.

El diálogo entre Bonham y Page es grandilocuente. El espectacular solo nos deja boquiabiertos. ¿Y que decir de esos sutiles cambios y un poco de experimentación con el guitarrista empleando un arco para tocar la guitarra?

El lado A del segundo disco lo ocupan “No Quarter” y la universal “Stairway to Heaven” de Houses of the Holy y el cuarto disco, respectivamente.

La primera, escrita por Jones, Page y Plant, nos dice: “Cierra la puerta, apaga la luz / no, ellos no estarán en casa / neva mucho y ¿tú no sabes? Los vientos de Thor están soplando frío…”

El título alude a una práctica militar que consiste en no ser piadoso ante el oponente vencido.




La segunda pieza, un éxito planetario, no necesita mayor comentario, salvo mencionar el uso de la guitarra de doble mástil que Page emplea en esta versión. “Hay una dama que está segura de que todo lo que brilla es oro / y ella está comprando una escalera al cielo / cuando llegue allí ella sabrá si todas las tiendas están cerradas / con una palabra podrá obtener lo que vino a buscar / ¡oh, oh! y ella está comprando una escalera al cielo”

Las dos piezas finales que ocupan el lado B del disco dos son: la sísmica “Moby Dick” de Led Zeppelin II (1969) en el cual John Bonham deja testimonio de porqué fue uno de los más grandes bateristas del rock.

El extenso solo es un despliegue de toda la fuerza y técnica que empleaba el músico. Incluso en un momento, deja a un lado los palillos para tocar la batería con las palmas de las manos y nudillos, uno de tantos recursos rítmicos de su arsenal percutor.

Su prematura muerte sería también el final de una de las mejores bandas de rock del mundo.

Tras el excitante momento, el tema nos lleva hasta el final con la espectacular Whole Lotta Love con unas interesantísimas variantes, empezando por el tiempo que acá se ve extendido casi diez minutos, totalizando catorce de cinco originales donde el theremín es parte protagónica.

“Te daré cada pulgada de mi amor…”, nos dice el legendario cantante que acá destaca junto al guitarrista.

El contenido completo que conforma el legendario filme dirigido por Peter Clifton y
Joe Massot -estrenado el 20 de octubre de 1976, tres años después de la realización del concierto- apareció en la reedición en doble CD en 2007 y finalmente en un empaque de lujo de 4 LPs en 2018.

Las piezas restantes, ubicadas en el lugar correcto del setlist, son «Black Dog» (inexplicablemente dejada fuera en la edición original), «Over the Hills and Far Away«, «Misty Mountain Hop«, el sensacional blues «Since I’ve Been Loving You«, «The Ocean» y «Heartbreaker»

Tomemos un momento de reflexión y dejemos caer  la aguja una vez más para disfrutar a plenitud de este histórico doble LP

High vibration go on…

Leonardo Bigott


¿Interesado en comprar éste u otro disco de Led Zeppelin, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias