Inicio Ahi estuvimos Antibalas: la maquinaria neoyorquina inoculando afrobeat y bugalú psicodélico

Antibalas: la maquinaria neoyorquina inoculando afrobeat y bugalú psicodélico

Antibalas Madrid 2022

La emblemática agrupación neoyorquina realizó un contagioso concierto en Madrid con notables ausencias, comenzando la gira europea

Antibalas
Concierto en Sala Copérnico
Ciclo Piñata Contemporary Music Series

(Mayo 6, 2022)

A 24 años de su fundación y primera presentación Harlem, Nueva York, en mayo de 1998 con el nombre de Antibalas Afrobeat Orchestra, el colectivo fundado por el saxofonista de origen mexicano Martin Perna es ya una institución que se mueve sin la presencia de liderazgos de larga data.

La prueba de ello es que la formación que vimos en Madrid -primera parada del exigente tour europeo con conciertos casi todos los días por algo más de un mes- presentó notables y sorpresivas novedades como la ausencia -justamente- de Perna.

Tampoco estuvieron el grandioso trompetista Jordan McLean y el vocalista y percusionista nigeriano Duke Amayo, quien sin duda se echó bastante de menos puesto que suele tener un gran peso en los shows. Ambos se unieron en 1999.

Ya en varios conciertos de 2021 que pueden verse en YouTube los tres estuvieron ausentes de la formación, e incluso en algunos tuvieron a la vocalista Domenica Fossati.




Es lógico pensar que mantener cohesionada a una banda de once y más músicos de primer nivel durante más de 20 años es una quimera, por lo que a lo largo del tiempo se han sucedido múltiples cambios, contabilizando más de 40 músicos en su historia, con destacados nombres como los guitarristas Lucas O’Malley y Gabriel Roth (aka Bosco Man), el teclista Victor Axelrod y el baterista y primer manager Phillip Ballman.

De modo que, con una sesión de metales prácticamente nueva (¡el saxofonista barítono que sustituía a Perna y el trombonista estaban debutando!), un nuevo y fantástico teclista, el bajista fenomenal que se unió en 2019, Justin Kimmel, Kevin Raczka (batería desde 2015), Timothy Allen (guitarra) y el puertorriqueño Reinaldo de Jesus (congas) -ambos desde 2010-, Marcus Farrar (shekere, voz; desde 2005) y Marcos J. García (guitarra), el de mayor antigüedad en la formación que nos visitó, desde 2003, Antibalas hizo un recorrido por el catálogo del proyecto neoyorquino evitando aquellos temas donde la voz es demasiado importante.

Antibalas Madrid 2022
Fotos: Iván Padilla

Antibalas Madrid 2022 Antibalas Madrid 2022 Antibalas Madrid 2022 Antibalas Madrid 2022




Aunque la inspiración principal proviene del afrobeat, ritmo creado en los años 70 por los nigerianos Fela Kuti y su baterista y director de banda Tony Allen, Antibalas eliminó hace ya tiempo la segunda parte de su nombre bautismal (Afrobeat Orchestra) debido a que su música posee otros elementos: bugalú, songo, afrofunk, jazz etíope, psicodelia y dub.

Por su sonido circulan referencias a Joe Cuba, Eddie Palmieri, Mulatu Astahke, Mandrill, War, Osibisa, Bob Marley & The Wailers, Lee Perry, James Brown y por supuesto Fela Kuti.

Para la ocasión el grupo ensambló un repertorio que recogió de sus primeros álbumes -celebrando 20 años-, con varios momentos álgidos como “Battle of the Species” del álbum debut Liberation Afro Beat Vol 1 (2000), “Go Je Je” de Goverment Magic (2005), una especie de bugalú con cierto aroma dub aportado por el bajo de Kimmel que terminó con grandes solos de ambos saxos. Fue una fantástica versión extendida con interacción final con el público incluida.

Clásicos como “Dirt and Blood” del primer disco es siempre indispensable, aunque haya adolecido de la voz de Amayo, así como “NYash”, del segundo Talkatif (2002). También tocaron el magnífico “Tattletale”, el único con flauta, que suena más Mulatu que ninguno.

Antibalas Madrid 2022Antibalas Madrid 2022 Antibalas Madrid 2022




Casi todos los temas -incluidos tres o cuatro no identificados, probablemente nuevos o alternativos por la ausencia del vocalista- fueron alargados para que varios de los instrumentistas hicieran magníficos solos, generalmente de saxos, trompeta o trombón, y en varias ocasiones de congas.

Los once músicos, sin lugar a dudas, poseen eso que en el argot musical muchos denominan “oficio”, es decir, tienen sobrado kilometraje en estas lides y eso se traduce en cada tema. En muchas oportunidades solo les hacía falta una pequeña seña o una mirada para saber que debían o bien modular, dar paso a un solo u otro, o incluso finalizar.

Aunque parezca paradójico, varias veces tuvimos la sensación de estar en presencia de una maquinaria engrasada (aún con las nuevas incorporaciones, que estuvieron fenomenales) que de tanto tocar el repertorio y sus códigos, saben muy bien como desarrollar un concierto casi en piloto automático.

No siempre notamos la emoción de parte de los músicos que sí había en el público.

A pesas de las notables ausencias, Antibalas nos inoculó el ritmo en el cuerpo y nos hizo todo comprobar una vez más el poder hipnótico del ritmo de origen africano.

Juan Carlos Ballesta (texto)

Iván Perdomo (fotos)


¿Interesado en comprar música de Antibalas, o merchandising? Como un Afiliado de Amazon, recibimos una comisión  por compras realizadas. Gracias

Antibalas en España

Antibalas en Estados Unidos