Inicio Archivo discografico 45 años de Venus and Mars: sólido cuarto disco de Paul McCartney...

45 años de Venus and Mars: sólido cuarto disco de Paul McCartney con Wings

138
Wings Paul MdCartney

El 27 de mayo de 1975 fue publicado el sólido cuarto disco de Paul McCartney junto a la agrupación Wings y el sexto tras la ruptura de los Beatles

Wings
Venus and Mars

Capitol. 1975. Inglaterra

A lo largo de una década, la banda Wings nos dejó poco más de una media docena de exitosos álbumes que incluyen Wild Life (1971), Band on the Run (1973), Red Rose Speedway (1973), Wings at the Speed of Sound (1976), el ambicioso triple LP en directo Wings Over America (1976), London Town (1978) y Back to the Egg (1979).

Paul había publicado dos discos siguiendo la ruptura de los Beatles, McCartney (1970) y Ram (1971), pero sintió la necesidad de volver a la vida de grupo.

Nuestro celebrado LP representa la continuidad del éxito logrado por el ex Beatle junto a su entonces esposa Linda McCartney (†), coautora del repertorio de este estupendo disco.

Con Paul al bajo, piano y la voz líder guiando el camino, están Linda en las teclas, Denny Laine y Jimmy McCulloch en las voces y las guitarras, y Joe English en la batería sustituyendo a Geoff Britton quien desertara tras disputas con el grupo.

La obra incluye, además, algunas sorpresas que iré contando en el camino y que añaden al buen gusto del genial bajista y excelente compositor. Vayamos “da capo”.

Producido por al propio Paul McCartney para Capitol Records, Venus and Mars fue grabado en los estudios Abbey Road, Sea-Saint y Wally Heider de Londres, Nueva Orleans y Los Angeles, respectivamente, con Alan O’Duffy y Geoff Emerick como ingenieros.

La sencilla portada de dos esferas sobre fondo negro, con el nombre del disco al lado izquierdo, es la tarjeta de presentación de este excelente disco. La foto es de Linda McCartney y el diseño arte del álbum fue de Hipgnosis.

Los 13 temas de Venus and Mars

Inicia el tema título con las guitarras acústicas y Paul cantando: “Sentado en la tarima del campo deportivo, esperando que el show comience, luces rojas, luces verdes, aroma de fresas, un buen amigo, sigue las estrellas, Venus y Marte lucen bien esta noche…”

La breve pieza de casi minuto y medio se diluye en “Rock Show”, un buen rock and roll a todo lo largo y ancho del tema.

Un sonido acampanado matiza la alborotada pieza donde Paul nos dice: “¿Qué tiene ese hombre en su mano? Se parece a un muchacho que conocía entonces…” Acá apreciamos las congas de Kenneth “Afro” Williams y el piano de Allen Toussaint.

La delicada “Love In Song” contrasta con “Rock Show”. “Mi corazón clama por amor y todo lo que conlleva amor en canción…” Britton toca la batería en este y un par de temas más.

Las guitarras vuelven a ser protagonistas de este hermoso tema que deja colar un aire a Lennon en las palabras que dan nombre a la pieza. Luego al mejor estilo de un musical vaudeville está “You Gave Me The Answer”.

“Me diste la respuesta para amar eternamente, yo te amo y parece que yo te gusto, sea como sea los locales lo comparten, yo te amo, y parece que yo te gusto.

La siguiente pieza inicia con el piano eléctrico marcando un acorde en “Magneto and Titanium Man”, tema que pareciera extraído de una película de ficción.

La intensa “Letting Go” cierra el lado A, con Britton una vez más tras la batería y un sencillo y efectivo solo de guitarra, posiblemente de Laine. La potente sección de vientos da a la pieza un mayor peso con aires de R&B

Un reprise del tema título abre el lado B. Una vez más McCartney colorea la melodiosa canción con las voces y la guitarra acústica. La pieza se diluye en “Spirits Of Ancient Egypt” (Espíritus del antiguo Egipto).

En el clásico formato de dos estrofas y coro, Denny Laine, a quien Paul cede el liderazgo vocal, nos canta: “Espíritus del antiguo Egipto, sombras de la Roma antigua, espíritus del antiguo Egipto, cuelga el tele, cuelga el tele, cuelga el teléfono.”

El guitarrista cede a su vez el micrófono a Jimmy McCulloch, quien canta “Medicine Jar”, una atractiva pieza rockera con una fantástica guitarra wah-wah, un denso órgano y una atractiva segunda voz de Linda.

Luego es “Call Me Back Again”, que con su groove cercano al soul de Otis Redding nos va acercando al final. En ella Paul nos dice: “Bueno, cuando era un pequeñín, llamaba cada noche, tu número traía alegría… Llamé a tu casa cada noche pero nunca te oí llamarme…”

Un ejemplo clásico de letras sencillas con una fuerza instrumental poderosa que ha sido el estilo de Paul desde sus primeros días hasta el presente.

En “Listen To What The Man Said” Wings se ve aumentado con la participación del legendario saxofonista Tom Scott (Tom Waits, Carole King, Joan Baez), acá en el soprano y otro veterano, el guitarrista Dave Mason, recordado como el hombre de  las seis cuerdas en la super banda Traffic, además de haber acompañado a Graham Nash, Jimi Hendrix y Michael Jackson entre otros.

Ambos comparten sus talentos con Paul, quien canta: “En cualquier hora, cualquier momento, puedes escuchar a la gente decir que el amor es ciego, bueno no sé pero el amor es gentil…”

Cierran este estupendo disco la meláncolica balada “Treat Her Gently (Lonely Old People) y la breve pieza instrumental “Crossroads Theme”, que fue compuesta por Tony Hatch, pianista y compositor conocido por sus trabajos al lado de la leyenda viviente de la música pop inglesa Petula Clark, y la cantautora Jackie Trent (†).

En las ediciones aniversarios de nuestro festejado disco están incluidos temas inéditos como “Zoo Gang” y “My Carnival”, además de discos extras con “bonus tracks” y en formato DVD, y también una versión extensa de “Letting Go” y una nueva versión de “Rock Show”, disponibles en la página de Paul McCartney.

Y para el más ambicioso melómano y fan de Paul, en 1996 se editó una versión DTS 5.1 que sustituyó a la original cuadrafónica.

Venus and Mars no contiene ninguno de los más famosos hits de Macca, sin embargo, es un álbum sin fisuras, coherente y que ha resistido fenomenalmente el paso de los años.

Leonardo Bigott